Columna “Política al Día”

¡Recula Cuitláhuac! Una vez más, solito se autosabotea

Por Atticuss Licona

Luego de los dimes y diretes en los que inmediatamente se enfrascó el gobernador del Estado de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez, con relación a la liberación de Ricardo “N”, alias “La loca”, presunto autor material de la masacre de Coatzacoalcos… la tarde de este martes Cuitláhuac tuvo que salir a recular.

Luego de que se habían filtrado a los medios de comunicación diversos oficios en los que quedaba demostrado que había sido la Fiscalía General de la República la que en realidad liberó a La Loca, ya no le quedó de otra a Cuitláhuac.

En una entrevista atropellada con Joaquín López Dóriga y sin saber bien a bien cómo componer sus dichos, Cuitláhuac finalmente reculó. El gobernador esquivó por varios minutos las preguntas directas de López Dóriga y evitaba los señalamientos directos a la Fiscalía generando incluso momentos ríspidos y de tensión entre el reportero y el gobernador. Sin embargo, con cautela y paciencia, Joaquín acorraló al Gobernador hasta que ya no le quedó de otra y ante la inducción de preguntas y respuestas, tuvo que aceptar lo que veladamente aceptaba pero se negaba a decir a voz de cuello, que fue la Fiscalía Federal y no la Estatal, quien en realidad soltó a la Loca.

La entrevista fue larga, pero se destacan los últimos minutos y que transcurrieron así:

Joaquín López Dóriga.- ¿Debo entender que cuando la Policía Naval detiene a este sujeto Ricardo “N”, alias La Loca, por posesión de droga, la Fiscalía General de la República dice que no tiene nada que ver y lo suelta?”

Cuitláhuac García Jiménez.- No lo logra imputar, así es.

JLD.- O sea, ¿Y lo suelta?

CGJ.- Ya es un documento que por allí está aclarando, pero, le pide a la Fiscalía General del Estado si tiene algún asunto con ellos.

JLD.- Por eso, entonces la Fiscalía dice yo no tengo nada que ver.

CFJ.- Ante la negativa tiene que soltarlo, pero la Fiscalía también.

Así que en realidad lo que apuntaron en primera instancia las autoridades de Veracruz no fue preciso y mal informaron al presidente Andrés Manuel López Obrador quien quedó embarrado y embarcado pues hasta señaló de corrupción a las autoridades y contubernio con la delincuencia. ¿Cómo actuar ahora si son las autoridades federales las que también quedarán en medio del ajo? 

En esta guerra mediática nuevamente le salió el chirrión por el palito al gobernador y lo peor es que en medio está una sociedad convulsionada y un Veracruz de luto. No es posible que en medio de la mayor tragedia, la peor masacre que se ha dado en el presente gobierno, las autoridades estén más preocupadas por repartir culpas que en dar seguridad al pueblo.

Triste y lamentable, pero el gobernador, una vez más, no supo cómo salir del embrollo en que él, y sólo él, solito se metió. En el “Manual de cómo regar el tepache”, seguramente tendría ya, hasta un apartado propio. 

@AtticussLicona

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: