Confetti

DÍA DEL COMPOSITOR EN MÉXICO.

Maricarmen Delfín Delgado

El 15 de enero de 1945 se funda la Asociación de Autores y Compositores de México, aunque se creó desde el día siete, hasta el 15 de dio a conocer. Para conmemorar esta fecha se estableció en 1965 que cada 15 de enero se celebrara el Día del Compositor Mexicano dándose oficialmente a partir de 1983, dato proporcionado por un hijo de Cuco Sánchez.

Pero antes de que en nuestro país se hicieran famosos quienes escriben y componen música y sus frases para aderezarla, en Sumeria ya lo hacían. En Ugarit región de esta antigua civilización, arqueólogos estadounidenses descubrieron en los años 50 lo que se ha considerado hasta hoy la canción mas antigua del mundo, se trata de un himno de culto registrado en una tablilla de arcilla con una antigüedad de mas de 3400 años aproximadamente donde se aprecia escritura con signos cuneiformes en idioma hurrian; al cabo de las observaciones los investigadores descubrieron que se trataba de una composición musical.

En 1972 la profesora  de asiriología de la Universidad de California Anne Draffkorn Kilmer, fue la encargada de reescribirla e interpretar su significado. En un artículo publicado en 1988 en Archeologia Musicalis,  el profesor Richard Fink menciona que el contenido de la tablilla confirma la teoría de que tanto  la escala diatónica de siete notas como la armonía en si, ya existían desde el siglo XXIV a. C.

México es un semillero de gente talentosa en el ámbito artístico musical desde décadas atrás, autores de maravillosas letras y compositores de música clásica, folclórica y popular forman el abanico artístico que nos representa ante el mundo. Unos exitosos y reconocidos, y otros olvidados o desconocidos por la mayoría de la población, con creaciones populares que han marcado épocas como la valiosa herencia cultural.

Poesía musicalizada que mueve sentimientos, melodías que quedaron como símbolo del amor, del dolor, de injusticias individuales y sociales, de la nostalgia por el terruño y la felicidad para los infantes. En cada nota y cada frase se encuentra el mensaje preciso para todos y cada uno, canciones que se vuelven himnos de felicidad y de tristeza. Corridos, boleros, rancheras, folclóricas, románticas, infantiles, danzones, norteñas, clásicas, por citar algunas composiciones, son el gran acervo cultural con el que cuenta México y comparte con el mundo.

Recordemos en este día a los genios musicales que aportaron el tesoro que hoy tenemos como Consuelo Velásquez, Agustín Lara, José Alfredo Jiménez, Álvaro Carrillo,  Gonzalo Curiel, Luis Arcaraz, Jesús «Chucho» Monge, Tomás Méndez, Alfonso Esparza Oteo, José Ángel Espinoza «Ferrusquilla», Juan Gabriel, Víctor Cordero, Gabriel Ruiz., Francisco Gabilondo Soler. Pablo Moncayo, Silvestre Revueltas, Juventino Rosas, Miguel Lerdo de Tejada, por citar algunos grandes de nuestro país.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: