El acto político de observar colectivamente

Por Mónica Mendoza Madrigal

Sabíamos que al exigir “ejercer todos nuestros derechos y quererlos ya” saldría a flote toda la violencia misógina que claramente no está dispuesta a perder ni un ápice del poder que ha concentrado en torno así para seguirse reproduciendo, así que nos organizamos. Fuimos acudiendo una a una al llamado de lo urgente. Ser una voz fuerte para decirles a los partidos: no estás cumpliendo con lo pactado; decirles a las autoridades: no has aplicado la ley en estos casos; y decirles a los medios: las mujeres no solo somos así como lo muestras, también somos de este otro modo.

Unidas en torno a Todas MX, mujeres pertenecientes a organizaciones feministas de todo el país, las colectivas que han irrumpido en el espacio público transformando la forma de hacer feminismo y activistas independientes que desde la academia o la función pública luchamos por introducir la agenda de los derechos humanos de las mujeres y transformar desde adentro las inercias patriarcales por espacios igualitarios y libres de violencia, hemos acudido al llamado y hoy somos ya 154 y seguimos creciendo.

Para el proceso electoral 2021, Todas MX hemos lanzado la Observatoria Ciudadana que funciona con 5 ejes de acción: Monitoreo, seguimiento y documentación sobre el cumplimiento efectivo de la iniciativa denominada #3de3VsViolencia; Documentación y acompañamiento a casos de violencia política contra las mujeres por razones de género; Monitoreo del uso equitativo de tiempo en comunicación y redes sociales, así como el uso del lenguaje no sexista en medios de comunicación, redes y multiplataformas; Monitoreo, evaluación y seguimiento sobre el cumplimiento efectivo de los compromisos y pactos firmados por candidatos y partidos en favor de las mujeres; y Evaluación, seguimiento y análisis comparativo de las agendas legislativas y de gobierno en favor de los derechos humanos de las mujeres y niñas, la igualdad sustantiva y acciones para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres. 

A cada eje le corresponde un grupo de trabajo, en donde hemos venido avanzando de la mano de la ley y de los acuerdos previos signados por las autoridades electorales, para garantizar su cumplimiento.

Se trata de acompañar a las mujeres que tienen candidaturas para que puedan hacer proselitismo sin que ello implique que sean víctimas de violencia política; pero también a las mujeres que somos ciudadanas y a los ciudadanos, para que podamos contar con representantes que no son delincuentes, no son pederastas, no son abusadores que usan el cuerpo de las mujeres como si fuera de su propiedad y desde luego, no son violadores.

Nuestro actuar – colectivo y organizado – se basa en la profunda convicción política de que “juntas somos más fuertes” y no hay nada más revolucionario que ese principio ejercido a cabalidad. Actuamos en las redes sociales y en la vida pública. Habrán ya visto varios productos propios con las gafas violetas de La Observatoria y también a partir de herramientas generadas en unión con otras organizaciones feministas, como con Las Antiboletas que buscan que identifiquemos claramente el rostro de los agresores, violentadores, acosadores y deudores que los partidos están postulando, para no votar por ellos. Partidos que – hay que decirlo – en diciembre pasado se comprometieron todos a adoptar la #3de3VsLaViolencia y firmaron el Manifiesto Nacional “lo personal es político” y que hoy están en competencia para postular a los más impresentables. Sujetos que tendrían que estar en la cárcel y no en la boleta electoral.

La ciudadanía no merece el desfile de “presuntos” delincuentes que hemos venido viendo estas últimas semanas, postulados por todos los partidos políticos sin excepción, pero con clara mayoría de parte del partido en el gobierno. La Observatoria da cuenta de que hasta este momento hay 70 denuncias de candidaturas que no cumplen con la #3de3VsViolencia, es decir que se encuentran bajo alguno de los tres supuestos que esta iniciativa prevé como ser deudores de pensión alimenticia, agresores sexuales incluyendo el acoso y hostigamiento, así como agresores de mujeres en el ámbito de lo familiar. Al respecto hay que decir que lamentamos la negativa del INE a revisar la totalidad de los registros de candidaturas resolviendo que ésta sea “muestral”, resolución que hemos impugnado porque de ningún modo el combate a la violencia debe obedecer a procesos estadísticos de revisión.

Somos un movimiento de defensa de nuestros derechos políticos y electorales autónomo y autogestivo, a través del cual hoy acudimos para ejercer y defender nuestra ciudadanía y derechos políticos. Nos hemos unido no tan solo en torno al proceso electoral 2021, sino a partir de él, para dar impulso y defender la agenda feminista, porque quienes sean electos y electas, deberán incluir la defensa de los derechos de las mujeres en cada una de sus acciones. Que no se nos olvide que para eso es que les elegiremos.

Ojalá por lo pronto que nos observemos colectivamente el proceso y si quieren canalizar alguna situación anómala tanto en las candidaturas como en las coberturas mediáticas, pueden hacerla llegar a observatoria.todasmx@gmail.com o bien a las  redes sociales que estamos usando que son Facebook Observatoria Todas Mx, Twitter @ObservatoriaMx & Instagram @observatoriamx.

La democracia paritaria requiere nuestra acción política.

@MonicaMendozaM

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: